Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

INCOMPETENCIA

Dónde está la cooperacón

Un ejemplo de incompetencia administrativa es la situación ilegal y temeraria de los indigentes toxicómanos que se esconden en el autocompactador de basuras de la Avenida Alejandro del Castillo, a la altura del supermercado Spar. Mas de un año llevan los vecinos que lo sufren denunciando la actitud intimidatoria de estos abusadores (como el de la foto) que se aprovechan de las personas más vulnerables cuando aparcan su vehículos, depositan la basura o salen del supermercado. Resulta paradójico que en los actos y presentaciones oficiales se hable de coordinación entre cuerpos de policías, cercanía a los vecinos o colaboración interadministrativa.¿Donde está?

Cola, Fanta, Beer

La venta ambulante en las playas es una lacra que llegó con el turismo, como en cualquier destino. Algunos ayuntamientos tienen sus formulas para combatirlas y al menos disuadirla. En la entrada de Playa del Inglés nunca han desaparecido los vendedores de gafas y relojes falsificados. En la arena, los vendedores de frutas y bebidas, y ahora hasta mojitos. Detrás de cada uno hay un drama, lo más probable, pero delante una actividad ilegal que no está fiscalizada, podría suponer un riesgo sanitario para la salud de los turistas más incautos, y hacen competencia a los que pagan por sus negocios.

Masajes ilegales

Y ya en las playas, llama la atención la habilidad de las asiáticas que persuaden con sus masajes cutres y burlan la presencia policial. Si el colegio de farmacéuticos alertó la pasada semana sobre el riesgo que supone las farmacias ilegales en la zona turística, el colectivo de fisioterapeutas recuerda cada año el peligro de someterse a estas prácticas. Con un bote de aceite y unas manos atrevidas moldean las espaldas estresadas de los visitantes que buscan sol y calor. Es tarea de todos advertir a los turistas de estos riesgos, sobre todo de turoperadores y alojativos.

Vallas e imprudentes

Como recordarán durante la última alerta meteorológica se produjeron algunos daños en el municipio turístico, entre ellos, la caída de alguna de las vallas de sujeción del paso elevado para peatones de la carretera GC-500, a la altura de Las Burras. El paso se encuentra cerrado a la espera de los correspondientes arreglos. Mientras, los peatones más imprudentes se arriesgan al cruzar la vía por zonas prohibidas.
Maspalomas Ahora • Aviso legalPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Google+